Corte de Santiago eleva indemnización a víctima de detención ilegal y torturas en Baquedano y Pisagua

Comparte en:

En fallo unánime, la Sexta Sala del tribunal de alzada fijó en $50.000.000 la indemnización que el fisco deberá pagar por concepto de daño moral, a Esteban Aghemio Rodríguez, detenido por efectivos militares en 1974, quienes los trasladaron al campo de prisioneros de Baquedano y luego a Pisagua, recintos donde fue sometido a torturas y tratos degradantes.

La Corte de Apelaciones de Santiago fijó en $50.000.000 (cincuenta millones de pesos) la indemnización que el fisco deberá pagar por concepto de daño moral, a Esteban Ángel Aghemio Rodríguez, detenido por efectivos militares en 1974, quienes los trasladaron al campo de prisioneros de Baquedano y luego a Pisagua, recintos donde fue sometido a torturas y tratos degradantes.

En fallo unánime (causa rol 4.694-2022), la Sexta Sala del tribunal de alzada –integrada por el ministro Antonio Ulloa y las ministras Verónica Sabaj y Ana María Osorio– consideró que se debe incrementar el pago indemnizatorio a una cifra más condiga al sufrimiento provocado por agentes del Estado al demandante.

“Que, la privación de libertad y tortura es una experiencia sumamente traumática que puede tener severas consecuencias y causa gran daño físico y psicológico que deja a la víctima ‘humillada física y emocionalmente’, situación difícilmente superable por el paso del tiempo”, sostiene el fallo.

La resolución agrega: “Que, en este sentido la suma fijada por el tribunal no se ajusta al dolor experimentado por el demandante quien fue víctima de privación libertad y víctima de torturas y tratos degradantes”.

Para el tribunal de alzada: “Que el Estado es responsable por la violación del derecho a la integridad personal consagrado en el artículo 5.2 de la Convención Americana, así como por la violación de los artículos 1, 6 y 8 de la referida Convención Interamericana para Prevenir y Sancionar la Tortura, en perjuicio del demandante de la presente causa, de acuerdo a los hechos tenidos por ciertos por la sentenciadora a quo”.

Por tanto, se resuelve que: “se confirma la sentencia apelada de veinticinco de mayo de dos mil veintidós, dictada por el Vigésimo Tercer Juzgado Civil de Santiago, en autos Rol C-11626-2020, con declaración, que se eleva el monto de la indemnización a la que queda condenado el Fisco de Chile, por concepto de indemnización por daño moral a la suma de $50.000.000 (cincuenta millones de pesos), más los reajustes e intereses que se devenguen desde la fecha que aquélla quede firme y ejecutoriada y el deudor hubiere incurrido en mora, respectivamente”.

Ver fallo Corte de Apelaciones 

 Ver fallo Primera Instancia