El Gobierno de Gabriel Boric está a punto de decidir: ¿Se aplicará Estado Intermedio o No Militarización del Territorio Wallmapu?

Comparte en:

por PiensaPrensa

Comité de Seguridad, Plan de Seguridad, Estado Intermedio, Estado de Excepción, Protección y Resguardo de Infraestructura Critica, o sólo de rutas, Seguridad Pública y No Militarización del Wallmapu, son algunas de las expresiones que circulan por La Moneda y sus ministerios, en el parlamento y medios de comunicación. ¿Qué decidirá el Gobierno del presidente Gabriel Boric?

A pesar del apuro y la presión de los partidos de oposición, especialmente de la UDI y RN, con la DC, hacia el Gobierno de Gabriel Boric para que  presentara  a la Comisión Mixta del Congreso, integrada por diputados y senadores, el proyecto de “Infraestructura Crítica o Estado Intermedio” que se aplicará en la zona del Wallmapu,  la sesión  donde se recibiría esta propuesta este lunes 16 de mayo fue suspendida por el Senador Matías Walker de la DC, aduciendo que un asunto tan importante  que tiene que ver con la seguridad y el orden público ha tenido “falta de tiempo para llegar a un gran acuerdo”.

Las alternativas que se barajan y que podría presentar el Gobierno de Boric al parlamento, como explicó el presidente de la Cámara de Diputados, Raúl Soto del PPD, son varias. “Una es continuar la vía de tramitación del proyecto de infraestructura crítica, que ya se reactivó en la Mixta. La otra es que a través de ese mismo chasis legislativo se plantee la propuesta de Estados intermedios para la protección y el resguardo específicamente de las rutas. Y la tercera opción es avanzar derechamente hacia un Estado de Excepción completo o más acotado, pero Estado de Excepción con todas sus letras”, explicó el parlamentario.

En este mismo marco de seguridad, el gobierno ha estado buscando apoyo para la aprobación de la Ley de Indulto o de Amnistía para los presos de la revuelta, una promesa de campaña que familiares de detenidos por el estallido social y movimientos sociales esperan sea cumplida a la brevedad. Ante ello el Senador UDI, Iván Moreira dejo claro que, de cualquiera manera, su bancada no aprobará esa ley.

A estos partidos de oposición y que van por el Estado de Excepción como primera opción, se suma la organización emergente de Los Amarillos por Chile que dejó saber su posición con respecto a los temas de seguridad y de la nueva constitución, a través de una columna de opinión de Mario Waissbluth, publicada en el Diario Digital El Mostrador. En ella por medio de datos de encuestas, incita a la implementación de esta ley de seguridad, muestra su rechazo a la Ley de Indulto o Amnistía, y hace un llamado al Gobierno de Boric para que se mantenga neutral ante el proceso constituyente, que asuma el Rechazo a la Nueva Constitución y así evite la crisis económica que podría venir, en caso contrario.

Mientras, el gobierno busca alinear a los partidos de su coalición y sumar votos para la decisión que presentará, reuniéndose con parlamentarios de otras bancadas como del PPD, que ya le confirmó su apoyo. Su aliado el PC y el propio FA, Frente amplio, aun discuten sobre el proyecto de ley que podría ser ingresado. La senadora Carmen Hertz, como la diputada Karol Cariola, han dejado claro que su partido, el PC, mantiene aprensiones con respecto a la militarización de la zona que está implicada en la implementación de cualquiera de las alternativas que propone el gobierno y las están analizando. Por su parte el Subsecretario del Interior, Manuel Monsalve va y viene de la región del Bío Bío, y entabla conversaciones con autoridades de la zona, de alcaldías, delegaciones presidenciales, fiscalía, policías, entre otras.

El General Iturriaga, Comandante en Jefe del Ejército, declaró recientemente, que su institución no cuenta con normas administrativas, ni con los recursos para realizar una tarea como la que conlleva el Estado Intermedio, donde se especifica que deben fiscalizar el normal funcionamiento de las rutas del sur, pero no se hace referencia a si pueden o no hacer uso de sus armas ante una situación de conflicto, precisando  que, “no tenemos bastones, lacrimógenas, ni carros que lancen agua; tenemos fusiles, armamento convencional”. 

El otro actor relevante de este escenario, la CAM, Coordinadora Arauco Malleco, por medio de su fundador Héctor Llaitul, emitió una declaración donde llama a “preparar fuerzas y a organizar la resistencia armada” ante el proyecto del gobierno de crear “un estado de excepción intermedio” que militariza el Wallmapu.

No obstante, el Gobierno del presidente Boric, continúa elaborando un plan de restitución de tierras para las comunidades Mapuche, que contiene las respectivas condiciones para su entrega, y para ello destinó un mayor presupuesto, esperan que esta sea la base para la mesa de dialogo con estas comunidades y se alcancen acuerdos que estabilicen la seguridad de la zona.

El acuerdo suscrito por el Gobierno con contratistas forestales, una de las razones del apremio por la aplicación del Estado Intermedio en La Araucanía y de la presión política de la oposición, junto a sus organizaciones instaladas en la zona como APRA y las acciones de violencia ocurridas allí, como quemas de camiones, robos de madera, incendios de algunas viviendas, han llevado al gobierno a esta encrucijada donde también convergen las demandas populares por seguridad y al mismo tiempo de la No Militarización del Wallmapu.

-La decisión que tome el Gobierno del presidente Boric, se sabrá pronto. Se espera que sea aquella donde prevalezca la democracia y la soberanía del pueblo-.